La válvula motorizada

4855

Entre los diversos tipos de válvulas de control disponibles en el mercado, se encuentran las diseñadas para regular un proceso de expansión en líneas de líquido. Su instalación y manejo son sencillos, pero se requiere conocer bien los procesos para garantizar su funcionamiento correcto

Sinaí Romo

Las válvulas motorizadas tipo ICM, forman parte de la familia de válvulas de control industrial de Danfoss. Este tipo de válvulas consta de tres elementos: cuerpo de válvula, una combinación de tapa superior/cono de regulación y el actuador. Esta herramienta ha sido diseñada para regular un proceso de expansión en líneas de líquido, con o sin cambio de fase, o control de presión / temperatura en líneas de aspiración secas y húmedas, así como en líneas de gas caliente.

A0CG0004009Es compatible para todos los refrigerantes habituales no inflamables, incluido el R-717, y los gases / líquidos no corrosivos, dependiendo de la compatibilidad del material de sellado.

No es recomendable para hidrocarburos inflamables. La válvula sólo está recomendada para el uso en circuitos cerrados.

Instalación
Este tipo de válvulas puede instalarse en líneas horizontales con el actuador apuntando hacia arriba. La tapa superior puede girarse 90 grados en cualquier dirección, sin que ello influya en la función de la válvula. El motor puede montarse en cualquier posición antes de fijarlo. No se debe olvidar que la válvula debe instalarse con la flecha en la dirección del flujo y no se debe permitir que escape refrigerante ni que entre suciedad en la válvula.

La válvula está diseñada para soportar una elevada presión interna; sin embargo, el sistema de tuberías debe estar diseñado para evitar trampas de líquido y reducir el riesgo de presión hidráulica producido por la expansión térmica.

Debe garantizarse que la válvula esté protegida contra presiones transitorias, como “golpes de ariete del líquido”, en el sistema.

La válvula no debe montarse en sistemas en los que el lado de salida de la válvula esté abierto a la atmósfera. El lado de salida de la válvula siempre debe estar conectado al sistema o taponado adecuadamente, por ejemplo, con una tapa soldada.

PrintSoldadura
La tapa superior, en conjunto con el módulo de función, debe de retirarse antes de soldar la válvula para evitar daños en las juntas tóricas y al teflón (PTFE) del módulo de función, y para evitar que se acumulen restos de la soldadura en el módulo.

Se deben retirar todas las partes del cuerpo de la válvula antes de soldar, volver a montar y apretar.

Para soldar al cuerpo de la válvula, sólo deben utilizarse materiales y métodos de soldadura compatibles con el material de éste. Al finalizar el proceso de soldado, y antes de volver a montarla, la válvula debe limpiarse internamente para eliminar restos de soldadura.

Se debe evitar la acumulación de suciedad y residuos de soldadura en el cuerpo de la válvula y en el módulo de función. El cuerpo debe permanecer libre de tensiones (cargas externas) una vez concluida la instalación.

En caso de que los módulos de función vayan a dejarse desmontados por un periodo de tiempo prolongado, se deberán de proteger adecuadamente poniéndolos en una bolsa de polietileno o aplicándoles un agente protector contra el óxido.

MANTENIMIENTO
Servicio
No se puede determinar un calendario de mantenimiento exacto para la válvula, porque los intervalos de servicio dependerán de las condiciones de funcionamiento, es decir, de la frecuencia con que la válvula funcione y de las impurezas y suciedad que el sistema transporte.

Sin embargo, cuando se requiera darle servicio al equipo, las válvulas son fáciles de desmontar y todos sus componentes internos pueden sustituirse cambiando el módulo de función.

Desmontaje
No se debe retirar el módulo de función mientras la válvula esté sometida a presión.

  1. Después de retirar los cuatro tornillos, se deberá girar el módulo 45 grados en cualquier dirección
  2. Insertar dos destornilladores entre la cubierta superior y el cuerpo de la válvula
  3. Tirar de los destornilladores hacia arriba para liberar el módulo de función y sus juntas tóricas

Sustitución del módulo de función
El módulo de función se sustituye fácilmente. Retirar el módulo existente:

  1. Después de retirar los cuatro pernos, girar el módulo 45 grados en cualquier dirección
  2. Insertar dos destornilladores entre la cubierta superior y el cuerpo de la válvula
  3. Tirar de los destornilladores hacia arriba para liberar el módulo de función y sus juntas tóricas

Posteriormente se debe retirar el módulo antiguo y lubricar las juntas tóricas del nuevo módulo con un poco de aceite de refrigeración. Si se ha desmontado el asiento de la válvula, la parte superior de válvula no se debe separar por completo de ella. Los dos tornillos que sujetan la inserción no deben apretarse para que la alineación sea precisa.

Para un correcto funcionamiento de la válvula se deben de utilizar exclusivamente refacciones originales del fabricante, esto incluye a las juntas, tanto tóricas como normales. De igual manera, es preciso asegurarse de que los materiales de las refacciones nuevas están certificadas para el refrigerante con el que opera el sistema en el que se encuentra instalada la válvula.