Calefacción en muros

2657

Una manera sencilla para producir calor en un inmueble, que, además de económica, reduce el consumo de energía y es considerado un sistema amigable con el medioambiente.

Las paredes radiantes funcionan a baja temperatura, lo cual permite ahorrar energía.

Sinaí Romo.

En ocasiones, la instalación de un sistema de calefacción resulta complicada cuando no se cuenta con el espacio necesario para los equipos o el usuario requiere una instalación pequeña o con apariencia agradable. Para estos casos existe una opción poco usada y conocida hasta ahora: las paredes radiantes, un sistema de climatización eficiente que brinda calor a través de un equipo instalado en una o varias paredes del inmueble.

La calefacción instalada en muros ofrece la misma o incluso mayor eficiencia que un sistema convencional. Además, logra ahorros energéticos estimados de entre el 25 y el 50 por ciento, los cuales pueden conseguirse gracias a que el calor logra acumularse en las paredes y permite una reducción de la temperatura del aire, manteniendo un alto grado de confort para los usuarios.

001268Paredes radiantes, una excelente opción para ahorrar espacios

Ventajas
•   No requiere mantenimiento
•   Larga vida útil debido a la resistencia y durabilidad del cobre
•   Instalación fácil de adaptarse a cualquier inmueble
•   Impermeable al oxígeno
•   Propiedades antimicrobianas que no permiten el crecimiento de microorganismos que obstruyan el sistema
•   Sistema invisible a la vista
•   Permite mayor espacio libre en el inmueble
•   Silencioso
•   Estético
•   Menor presencia de polvo
•   Sistema agradable que genera confortabilidad
•   Permite aprovechar al máximo las fuentes de energía renovables

Funcionamiento
El sistema trabaja por medio de módulos de varios tamaños ensamblados previamente, los cuales se fijan a la pared del inmueble y posteriormente se cubren con algún revestimiento o placas de yeso.

El agua caliente circula por las tuberías y aumenta o reduce la temperatura de la pared, dependiendo de las necesidades de climatización para cada inmueble. Las conducciones están formadas por una red de tubos de cobre, flexibles e invisibles.

El calor radiante del sistema no sube el aire caliente en forma vertical, como sucede en las calefacciones de tipo convencional; de esta forma, se evita la circulación y se logra un ambiente más saludable debido a la calidad del aire interior.

En épocas de frío, el sistema permite que las paredes se mantengan secas para prevenir la formación de cualquier bacteria que pueda contaminar el ambiente y, en temporada de calor, elimina la condensación causada por el agua fría que circula en las tuberías.

Los muros mueven agua caliente a unos 35 o 40 grados centígrados en invierno, y aproximadamente a 18 en verano.

00126920% de muro radiante emite la misma sensación térmica  que el suelo cubierto al 100%

El cobre
El sistema de climatización utiliza este material por su gran conductividad térmica (casi mil veces mayor que la de los materiales plásticos); además, tiene mínimas pérdidas de energía.

Según el Centro Español de Información del Cobre, las paredes radiantes funcionan a baja temperatura, con lo cual  permiten un  ahorro de energía y mejoran la eficiencia del sistema

La instalación de paredes radiantes es una buena opción cuando se quiere ahorrar espacio en los inmuebles, se busca ahorro energético o se quiere contribuir con el cuidado del medioambiente.

Una instalación del 20 por ciento de muro radiante emite la misma sensación térmica que un suelo radiante cubierto al 100 por ciento. Por ello, es más económico instalar y mantener una pared radiante. Para calentar con mayor eficiencia se sugiere instalar tuberías en dos paredes del inmueble.

A través de las paredes radiantes es posible sentir calor en todas las partes del cuerpo que están cercanas a la fuente de calor, y no sólo en los pies, como sucede con la calefacción a través de suelos radiantes.

Aplicaciones
Este sistema se puede utilizar en cualquier espacio, ya sea para una casa-habitación o para sectores industriales. Dicho método de calefacción es muy saludable y además ofrece la ventaja de contar con un programa de muy bajo consumo energético, lo cual significa una forma más ecológica de calentar cualquier tipo de ambiente.

Beneficios para la salud
•   Ayudan al correcto riego sanguíneo, mejoran el metabolismo, refrescan el aire y tienen un efecto cosmético único
•   Funcionamiento a baja temperatura (35-45 ºC)
•   Menores consumos energéticos
•   Reducción de pérdidas térmicas
•   Economía y menor impacto ambiental
•   Posibilidad de utilizar bombas de calor y ser una pared reversible calor–frío
—————————————————————————————————————————————————